Comer nueces junto a frambuesas, cerezas o té ayuda a reducir los ácidos inflamatorios en sangre y la grasa en el hígado (J Nutr)

Las nueces por sí solas tienen efectos beneficiosos, pero añadiendo otros alimentos se incrementan los beneficios.

Consumir nueces junto a frambuesas, cerezas o té ayuda a reducir los ácidos inflamatorios en sangre y la grasa en el hígado, según ha mostrado un estudio realizado por expertos de la Oregon State University (Estados Unidos) y publicado en “Journal of Nutrition”.

Sigue leyendo